domingo, 2 de julio de 2017

Falsa rubia con tacones de Fernando López

Detective formado a distancia.
Felipe El Gallo pasa a ser Philip Lecoq por necesidad de infundir credibilidad al recién adquirido rol de detective privado y la Yési prostituta adolescente decide ser su secretaria en esta nueva etapa a la vez que compañera y amante de por vida.

Philip Lecoq es un ex delincuente de poca monta, roba tabaco en quioscos,  residente en un suburbio que descubre su vocación en las páginas de un cómic.

CQ, (apócope de Cara Quemada, un homenaje al Isidro Parodi de Borges y Bioy) es un escritor mayor que va a ser quien transcriba los casos de Philip en una falsa primera persona, le anima a leer novelas y ver películas de género para encontrar inspiración y adquirir la formación necesaria, como un curso a distancia, tanta como que corresponde a otras épocas y país, para desempeñar este oficio de detective privado con el que presume ha de poder ayudar a la gente.

Ambos jóvenes, Philip, de 22 años y la Yési, de 16 son productos a granel, no envasados, del reciclaje social. Dos personas que se han hecho a sí mismas y que se reinventan buscando salir del estercolero y conseguir dignidad a la par que un futuro mejor. Su amor, casi a primera vista, ha llevado implícita su redención y su entusiasmo ante el reto es garantía de conseguirlo.

Los inicios en el mundo de la investigación son torpes como corresponde a cualquier iniciación y se suceden los equívocos propios de la inexperiencia y su ingenuidad entre escenas de sexo explícito y violencia explícita.

La Lore, colega de profesión de la Yési, que ha tenido un problema con un cliente, es, a su vez, la primer cliente de Philip en uno de esos casos con los que te curtes o te curten.

Falsa rubia con tacones es una disparatada novela policiaca que busca aportar una parodia al género infundiéndole  un punto delirante que busca quitarle solemnidad a cada uno de los tópicos de la novela negra americana a base de girar las tuercas en sentido contrario al esperado. Y vaya si lo logra..

Fernando López
Fernando López, argentino con una larga trayectoria en diversos aspectos del mundo literario, y abogado y ex juez, desarrolla en esta novela a unos personajes existentes y significativos de la realidad local más marginal que son capaces de dejarse arrastrar por su sueño y no morir en el intento, lo que ya es un logro por sí mismo.

Su conocimiento del mundo delictivo y policial hace que por muy divertimento que seas sus novelas no dejen de ser también motivo de reflexión.

La novela tiene todo el interés de un buen policial y además está tan repleta de humor que desborda las páginas propiciando una lectura ininterrumpida hasta el final.

Hasta el momento ya se han publicado un total de cuatro entregas de esta serie por la editorial Raíz de Dos de las diez que tiene previstas el autor.

0 comentarios:

Publicar un comentario